La tuna: una perspectiva de su producción, propiedades y métodos de conservación

La tuna: una perspectiva de su producción, propiedades y métodos de conservación

Autores: C. E. Ochoa-Velasco* y J. A. Guerrero-Beltrán

RESUMEN

La tendencia mundial actual se ha enfocado en el consumo de productos frescos, o muy similares a los frescos, en donde las frutas y hortalizas ocupan un lugar privilegiado. La tuna es una fruta que contiene componentes bioactivos y funcionales que han llamado la atención de los investigadores, debido a los diferentes efectos benéficos que estos tienen en la salud, siendo utilizada en tratamientos contra la gastritis, hiperglucemia, arteroesclerosis y diabetes. Sin embargo, para poder conservar estos componentes la tuna debe ser consumida en fresco, lo que representa un problema debido a que sus características fisicoquímicas y nutrimentales la hacen apta al ataque microbiano. Por lo tanto, es de vital importancia la investigación e implementación de tecnologías poscosecha que ayuden y coadyuven a las ya utilizadas en el aumento de la vida útil de la tuna. De aquí, que el objetivo de este artículo de revisión es dar a conocer las características fisicoquímicas, nutrimentales y funcionales de la tuna; así como, las tecnologías
poscosecha que ayudarían a su almacenamiento y conservación.

 

Palabras clave: tuna, componentes bioactivos, poscosecha.

Previo Algunas características de compuestos presentes en los frutos secos y su relación con la salud
Siguiente Granada (Punica granatum L.): una fuente de antioxidantes de interés actual